Paletas heladas chía & chai


Paletas heladas chía & chai

¡Qué delicia refrescarse con helados saludables!

Nunca he sido de comer helados, y ya de pequeñita me hacía mis “mejunjes” y los congelaba para tomar “helado”, mientras el resto tomaban el típico corte con galleta, cucuruchos o tartas heladas. ¡Yo era feliz con mi vaso lleno de batido de chocolate congelado o yogur con fruta congelada y mi cucharita!

Hoy os cuento dos de mis “mejunjes” para hacer paletas de helado y no sentiros culpables después de haberlos comido.

Adoro el Masala Chai, es una bebida típica del sur de la India, consistente en una mezcla de té negro o verde con especias y hierbas aromáticas (cardamomo, clavo, pimienta, anís estrellado, nuez moscada, vainilla, jengibre, canela…). Gracias a ellas este té consigue además de sabor, una serie de propiedades medicinales extras, se considera que es digestivo, antiinflamatorio, antioxidante y proporciona beneficios para quien tenga problemas cardiovasculares y respiratorios.

Muy consumido por las clases populares y puede adquirirse por las calles a través de los vendedores llamados chai wallahs. Era uno de mis vicios en mi visita a la India… ¡tomar chai tea!. Y, como no, sigo tomándolo en casa, en invierno calentito y ahora frío o como helado.

No existe una receta fija en su preparación, puedes prepararlo tu mism@ con té, especias, leche vegetal y el endulzante que más te guste. También podemos encontrar en el mercado la mezcla ya hecha, lista para añadir a la leche y dejar infusionar. A mi personalmente, me gusta hacer mi propia mezcla.

INGREDIENTES:

  • 200 ml de agua mineral o filtrada
  • 6 vainas de cardamomo verde abiertas
  • 1 rama de canela
  • 4 clavos de olor
  • 2 estrellas de anís
  • 200 ml de leche vegetal (yo he utilizado de espelta)
  • Endulzar al gusto con sirope de agave o el endulzante que queráis.
  • 3 cucharadas de té negro

PREPARACIÓN:

  1. Calentamos a fuego medio el agua junto con las especias.
  2.  Vigilamos hasta que alcance un primer hervor.
  3. Después tapamos y bajamos el fuego, dejándolo de este modo unos diez minutos más o menos.
  4. Añadimos la leche y el endulzante y esperamos a que empiece a hervir de nuevo.
  5. Añadimos inmediatamente el té y apagamos el fuego, dejándolo reposar tapado durante unos 3 minutos. (Se aconseja no dejarlo hervir demasiado tiempo porque crea un sabor muy amargo.
  6. Colamos.
  7. Esperamos que enfríe.
  8. Rellenamos los moldes.
  9. Introducimos en el congelador durante unas 2 horas.

¡ Y ya tenemos nuestras paletas heladas de Masala chai!

polos chai&chia

Los otros helados, supongo que habéis adivinado rápidamente de que son ¿no?

Si, si.. ¡De mango y chia con coco!

INGREDIENTES:

  • 2 cucharadas soperas de semillas de chía
  • 1/2 taza de leche de coco
  • 1 cucharada de sirope de agave
  • 1 cucharada de coco rallado
  • 1 mango maduro

PREPARACIÓN:

  1. Mezclamos la chía con la leche de coco, el sirope y el coco rallado e introducimos en un recipiente. Esperaremos un mínimo de 2-3 horas, hasta que la mezcla haya gelificado.
  2. Pelamos, trituramos el mango y reservamos.
  3. Una vez pasadas las 2-3 horas, rellenamos los moldes para poder hacer nuestros polos.
  4. Introducimos en el congelador.

¡Y voilà! En un par de horas helados de mango y chía listos para degustar.

boca helado

 

 

 

 

 

 

 

Categorías



Hay 1 comentario

Add yours